Densa Confusión

Usted amando la libertad
y Yo...
Confundiendo sus ayeres
con mis presentes.

Me estanque.
Hasta hace un momento,
Comprendí
que debía dejar
de prestar atención
a sus laureles...
y bajarlo del altar.

Alejarme de sus silencios, de sus ausencias,
que tanto daño me hacen.

Olvida,
convenientemente olvidas...
todo lo que para mi
aún es relevante.
Y duele.

Lejos de enojarme,
respiro, me alejo
y vengo a escribir.
Quizá a desaparecer
la vergüenza
entre ridículas líneas,

¿para qué?

Y llega hasta mí,
ese escandaloso escalofrío,
De masturbar fondo
el delirio...

A Usted,
yo ya no le intereso.

Tardé, en aceptarlo,
tardé demasiado...
Huiré un poco.

cuanto deseo,
perderme, un par de días...
(Descansar de mi)
Pero;
Las responsabilidades
me ligan,
a seguir tal cual zombie
aún deambulando por aquí.

Ojala que la necesidad,
sea más grande
que los ángulos
para imaginarle.

Voy a preparar,
esta densa confusión,
que no tengo nada más
que hacer aquí.

Pues me lastiman rígidas
las ideas, hoy;
Quiero también olvidarle.
Que adorarle de este modo,

Ya no es bonito,
Ni saludable.

Ana Lerma 2015

Comentarios

Entradas populares